Home Sala de Meditación

Sala de Meditación

05 Nov

El daño de los demás

Una meditación para sanarse del daño que nos causan los demás.

Ver
24 Mar

Dar y Tomar (2)

Dar felicidad y Tomar el sufrimiento como manera de evitar engañarse en actitudes pseudo-espirituales

Ver
08 Jun

Un día valioso

La vida se nos escapa. Hacerla valiosa cada día es imprescindible.

Ver
09 Mar

Trascender la Experiencia

Madurar como seres humanos implica dirigirse hacia la humildad, la aceptación, la lucidez y la compasión.

Ver
14 Nov

Ser Inconmensurable

Ser inconmensurable, un meditación en los cuatro pensamientos inconmensurables, amor, compasión, regocijo y ecuanimidad.

Ver

 La Sala de Meditación de Juan Manzanera está diseñada para que puedas practicar meditación en casa.

La meditación es una forma muy útil de reducir el estrés y limpiar la mente de tendencias negativas y pesimistas. Cuando hacemos meditación calmamos la mente y cultivamos cualidades que nos sanan. Además, nos sirve para mejorar y ser más libres.

El trabajo personal tiene dos vertientes. Por un lado está el desarrollo de la compasión y por otro el de la sabiduría. El primero está relacionado con la evolución personal hacia lo mejor de nosotros mismos. El segundo, la sabiduría, tiene que ver con conocer la realidad y trascender la insatisfacción y la infelicidad.

En este sentido en la sala de meditación presentamos dos tipos de prácticas. Unas meditaciones te servirán para cultivar y desarrollar estados mentales positivos como el amor o la compasión. Otras te van a ayudar a indagar en la naturaleza de la realidad con el fin conocerte en profundidad.

Hay muchas formas de meditación. Las prácticas que vas a encontrar en la Sala de Meditación son meditaciones guiadas, también se llaman meditaciones analíticas. Son un estilo de meditación muy común en el budismo tibetano.

Las meditaciones de la sala son guiadas con el fin de ayudar a enfocar la mente. Pero debemos evitar confundir la meditación con una reflexión en la que usamos los pensamientos. La meditación es principalmente un trabajo de atención, y aunque en la meditación analítica (guiada) se usan pensamientos, el objetivo es focalizar la atención.

La meditación analítica sirve para llevar la atención hacia algo que no está presente. Por ejemplo, si vamos a meditar en el Amor. Por medio de ciertas palabras y pensamientos nos fijamos en los demás de modo que nos hagan sentir amor. Luego, tratamos de sostenerlo el mayor tiempo posible por medio de la atención y la contemplación.